domingo, 11 de noviembre de 2012

El águila y dios

Águila. Fiesta Romana. Saldaña. Foto MJPrieto
Desde tiempos remotos el águila y los dioses se confunden en un bello baile alegórico. En la Grecia antigua  portaba los rayos de Zeus. En Roma volaba desde el cuerpo incinerado del difunto hasta la morada de los dioses. El alma encontraba allí su nuevo acomodo. El cristianismo perpetua su reinado simbólico. Su figura, con las alas desplegadas en la fachada del templo, anuncia "este es el reino de los cielos".
Ella, y solo ella, dice la tradición, puede mirar directamente al sol, sin quemarse. Y no muere. Renace sumergiéndose en el agua tres veces.

Todo eso veo cuando me acerco con la cámara a su soberbia figura. Y me maravilla la capacidad creativa y narrativa de la humanidad.
 A Jewish Odyssey  "Di Goldene Pave

3 comentarios:

  1. Dios, qué foto, se queman de placer los sentidos mirándola. Bien, muy bien Mª Jesús.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era un o una modelo extraordinaria.
      Estaba muy quieta observando.
      Me alegra que te guste Ángel.

      Eliminar
    2. Llegará un momento en que tendrás que elegir -ya sé que es un dolor- entre ser fotógrafa (o sea, artista) y ser poeta. Pero tendrás que elegir. Lo siento, chica. Es una elección terrible, lo sé: yo llevo 30 años siendo cantante de tangos y no he conseguido escribir una letra como dios manda.

      Eliminar